MUJER REAL

Mujer Real en un mundo de emprendedores

by Crédito Real

}

Oct 25, 2021

Anteriormente hablamos de lo vital que es reconocerte como el activo más importante para tu negocio considerando que tu conocimiento y dominio de él será tu mayor diferenciador frente a la competencia. Posteriormente sugerimos un esquema de planeación del negocio basado en una estructura ya comprobada y apegada a procesos que al generar resultados medibles que puedas diversificar de la manera más asertiva en distintos instrumentos que generen más valor para tu empresa.

Es entonces que elegir esta clase de estrategias, debe estar basado en un conocimiento amplio que poco a poco vayas dominando a favor de tu negocio.
Ejemplo, ¿Qué tan relacionada te sientes hoy con la palabra FACTORAJE? ¿Qué tanto estás al tanto de los beneficios de los ARRENDAMIENTOS? ¿Tienes claro cómo funciona un CRÉDITO?

Hoy te decimos porqué como Mujer Real es ideal que comiences a utilizar este tipo de mecanismos a tu favor con el objetivo de darle más flujo y liquidez a tu empresa.

Entendamos por FACTORAJE un financiamiento que podemos obtener por las cuentas a cobrar que tenemos con nuestros clientes que generalmente pueden llevar hasta 120 días o más (facturas de cobro).

En este caso la compañía de factoraje cobra las facturas en el tiempo que estipuló el cliente con tu empresa y paga a la tu compañía de manera inmediata el monto restante menos una tarifa por su servicio antes de los 120 días, por ejemplo. Las compañías de factoraje generalmente adelantan a las empresas entre 70% al 90% del valor de sus facturas pendientes de cobro previo al monto total. Esto con el objetivo de darle liquidez inmediata a tu negocio.

Por otro lado, tenemos el ARRENDAMIENTO como una estrategia que te ayudará a deducir el impuesto sobre la renta a través de pagar una renta por el uso de bienes y herramientas como equipo de cómputo, maquinaria, automóviles, inmuebles, etcétera, etcétera.

En esta opción, el activo permanece como propiedad de la arrendadora en todo momento, pero mediante el contrato obtienes el derecho de uso durante un plazo definido mientras lo deduces de impuestos y al final del plazo puedes elegir comprarlo por un costo mucho más barato o renovarlo por equipo nuevo.

Finalmente, la obtención de CRÉDITOS como deuda sana, se sugiere como una herramienta para capitalizar tu negocio cuando existen oportunidades de negociación importantes que dependen de tu liquidez o la expansión de tu empresa si se presentara la oportunidad y no tuvieras el capital suficiente en el momento.

En este caso, lo primero que debes analizar, es qué tan rentable y en cuanto tiempo podrás generar el pago del crédito con el objetivo de que juegues con el dinero a tu favor para obtener lo que invertiste en menor tiempo. Lo ideal es generar una estrategia de lo que tendrás que apartar para generar una deuda sana, teniendo muy claro los intereses que pagarás versus el monto solicitado y en qué temporalidad.

Esperamos que estos tips aporten valor a tu visión del negocio con el objetivo de incrementar tus resultados a más corto plazo.

Más de nuestro Blog

Todas las categorías

Suscríbete a nuestro Newsletter